… ya no estás…


Share on Pinterest

Tan pronto desperté, abrí la ventana y recordé…
… tras sentir tu aroma en mi cama, supe que no fuiste un sueño, que lo que he vivido fue real y me hizo muy feliz, pero… ya no estás… te marchaste, solo espero que el amor que nos unió, quede para siempre en tu corazón… El tiempo pasa, tú permaneces. 

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *