Belleza


Share on Pinterest

Caminaba por la orilla del río, cuando te vi y paré para contemplar tu belleza… podía sentir la sensibilidad con la que acariciabas el agua con tus pies, te muestras frágil… frágil… enamorada el amor… capaz de transmitir paz;  no te conozco, no me aproximo para no romper la magia de ese momento… no te olvidaré nunca… creeré toda mi vida que fuiste solo un sueño. 

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *